Ciudad inteligente, la ciudad perfecta

La humanidad siempre anda en la búsqueda de un mejoramiento en la calidad de vida, bajo esa perspectiva, se han generados elementos que coadyuvan a que se logren los objetivos en esa materia, al estar siempre atentos e involucrándose de manera directa e indirecta a la tecnología.

En ese sentido, los avances han sido interesantes en los últimos años, sobre todo en la intencionalidad de adecuarse a los cambios que en positivo la tecnología aporta a la cotidianidad del ser humano.

Hemos visto como se ha proliferado el  internet de las cosas u objetos como los electrodomésticos de uso cotidiano, teléfonos móviles, equipos de computación, vehículos y otros como las casas propiamente dicho, elementos que, al igual, que las casas inteligentes, pretenden dar una visión de modernidad como las ciudades inteligentes.

Aunque esto de las ciudades inteligentes es un término relativamente pues su acuñamiento data de comienzos del siglo XXI, ha sido hasta ahora que ha protagonizado un rol trascendente  en la vida de aquellas personas que habitan en las Smart Cities.

Sin embargo para lograr ser una ciudad inteligente debe pasarse por algunas condiciones fundamentales para que se cumpla con el objetivo, como por ejemplo el compromiso  de la ciudadanía en cuanto procurar la sostenibilidad y por supuesto la dotación adecuada desde el punto de vista tecnológico.

Los beneficios de las ciudades inteligentes

Con el devenir de las cosas, las ciudades inteligentes traerán beneficios a sus conciudadanos, siempre y cuando estos, entiendan la magnitud de los favores que puedan recibir y el aprovechamiento de los mismos en el mejoramiento de su bienestar social, tanto en lo individual como en lo colectivo.

Por ejemplo una ciudad inteligente funcionando a cabalidad puede entre otros, recibir una mejora sustancial en diferentes aspectos tales como los servicios públicos, el medio ambiente, transparencia en los procesos de administrativos de carácter público y la gestión de las obras, así como la comunicación ciudadana entre otros.

Deja un comentario