Salud digital: el futuro de la gestión y atención del bienestar corporal

Los adelantos que se observan cada día en la tecnología aplicada a la salud no dejan de sorprender y afortunadamente generan la esperanza de ayudar a salvar más vidas, así como a proporcionar una mejor calidad de vida. Gracias a las tecnologías de comunicación  e información hoy se puede hablar de gestión en salud digital.

La Organización Mundial de la Salud  define la salud digital o e-salud como la “transferencia de recursos y cuidados de la salud por medios electrónicos”. Este concepto alude a la oportunidad  de intercambio y suministro de información entre profesionales de la salud y pacientes, apoyados en las telecomunicaciones.

Este intercambio de información que busca apoyar la atención sanitaria implica  también el uso de la tecnología para formar y educar a profesionales de la salud, facilitando la amplia difusión de nuevos conocimientos para que puedan estar al alcance de los  prestadores de servicios en cualquier parte del mundo.

La salud digital también implica nuevas fuentes de relación comercial para satisfacer necesidades en materia de salud.

Implicaciones de la salud digital

La salud digital no pretende  sustituir la atención personalizada entre médicos y pacientes,  al menos por ahora. Más bien la idea es fortalecer y apoyar una atención más completa, con resultados efectivos que permitan recuperar la salud a los pacientes y mejorar en cualquier caso la calidad de vida.

La gestión en salud digital implica entonces algunos  compromisos como son la responsabilidad, seriedad y rigor científico en la difusión e intercambio de información relacionada con la salud, la educación y adiestramiento de profesionales y prestadores de servicio, así como de usuarios.

La posibilidad de acceso a nuevas formas de comunicación en el área de la salud, aunados a la creciente disponibilidad de técnicas para la detección temprana y tratamiento de enfermedades representa una oportunidad para mejorar la calidad de vida a pacientes en todo el mundo.

Deja un comentario